En esta actividad de aventura descubriremos las profundidades de nuestro gran Río Júcar, buceando una de sus pozas mas profundas y podremos observar su rica fauna y flora acuática. Para el desarrollo seguro de esta actividad de turismo activo tendrán que bautizarnos, es decir, la primera inmersión la realizaremos en una piscina para así ayudarnos a conocer el manejo de los diferentes aparatos que utilizaremos. Estos serán reguladores, pesos, bombonas de oxigeno y alguno mas.

Después del bautismo de buceo podremos completar la actividad con el autentico buceo fluvial, una actividad que no nos dejara indiferentes y nos atrapará por el lugar donde se realiza.